Pronunciamientos

Nunca antes ha estado tan apremiada la PATRIA de un cambio como hoy. Cuando una familia criminal, corrupta y vende patrias se ha posesionado del poder público a través de una reelección inconstitucional y mediante sucesivos fraudes electorales en 2009, 2013 y 2017, que lograron imponer mediante una represión que costó la vida a cientos de hondureños. 

Como resultado, tenemos un país secuestrado y saqueado, poblado con los fantasmas de nuestros mártires, con una ciudadanía indefensa ante un poder que no solo no resuelve ningún problema económico, social o político, sino que los empeora, causando más miseria y latrocinio, más delincuencia y violencia, más fraudes electorales. Y por lo mismo, cada vez menos bienestar, menos salud y educación pública, menos ingresos, menos soberanía, dignidad   y menos democracia. Así, somos testigos de la destrucción del Estado de derecho y de la construcción de una dictadura de partido, que ha devenido un Narco-Estado con que se nos exhibe ante el mundo entero. Solo la élite del Alto Mando de las Fuerzas Armadas y la Policía Nacional han sostenido este régimen a sangre y fuego con el apoyo y la complicidad del gobierno norteamericano de Donald Trump y otros pocos aliados externos. 

La infamia de estos selectos criminales ha llegado a tal extremo que a través de sus sucios negocios oportunistas se han embolsado los recursos que debieron destinarse a prevenir y después mitigar los padecimientos sanitarios de millones de hondureños afectados por la COVID19 y por el paso de los huracanes Eta e Iota. A esta patraña se ha prestado también un grupo empresarial corrupto y excluyente, integrado por sus socios y más cercanos allegados de JOH. Por eso, mientras nuestros compatriotas sufren todo tipo de carencia en los centros hospitalarios, ven destruidos sus barrios y aldeas, sin que nadie se asome a ayudarlos, al menos medio millón de trabajadores han perdido sus empleos y derechos laborales, miles de micro, pequeños, medianos y hasta grandes empresarios lo han perdido todo, esta avorazada ralea infame llena sus cuentas bancarias y se apropia de las ayudas que vienen del exterior para sus mezquinos fines electoreros y personales.  

Mientras tanto, desde que, en el 2018, el gobierno consiguió expulsar a la MACCIH, la casta política perversa aliada con la dictadura ha conseguido articular un Pacto de Impunidad para revertir los tímidos avances que se habían logrado en el combate de la corrupción y la impunidad, lacras que se han agravado escandalosamente con las supuestas compras de emergencia, usadas para lucrarse con el sufrimiento del pueblo que –frustrado– huye en caravanas emblemáticas de su desolación. 

La narco-dictadura se ha convertido en una bestia política que conduce al país al precipicio, condenándonos a la presente y a las próximas generaciones, a mayores sufrimientos, robándoles su derecho a un futuro digno. 

Pero como aun esta mafia no ha acabado de destruir por completo al país, y ha entendido que en el proceso electoral de 2021 puede ser derrotada, a pesar del fraude preparado, tiene la osadía de proponer la prolongación de su desgobierno para seguir escapando a la justicia internacional. Y amaga contra el proceso electoral.  

Por todo, nosotros el pueblo, representado por las organizaciones abajo firmantes, nos declaramos colmados de indignación, movilizados para repudiar el ejercicio del poder autoritario, usurpador, corrupto y criminal, que se ha burlado de nuestra democracia y sistema republicano; y unánimemente convocamos a hacer uso del derecho a la INSURRECCION consagrado en el artículo 3 de nuestra Carta Magna, para EXIGIR INCONDICIONALMENTE: 

  1. La INMEDIATA SALIDA DE JUAN ORLANDO HERNANDEZ del gobierno, el relevo del Alto Mando Militar, la salida del Fiscal General del Estado, del Presidente del Congreso Nacional, del Presidente de la Corte Suprema de Justicia y del Procurador General de la República.
  2. La CONFORMACION DE UN GOBIERNO DE TRANSICION Y UNIDAD NACIONAL que lo sustituya, integrado por representantes de todas las fuerzas democráticas comprometidas con el bienestar del país, gobierno que deberá garantizar el respeto a las elecciones generales convocadas, que deben celebrarse con todas las garantías de respeto al voto ciudadano.
  3. APELAMOS al apoyo de la comunidad internacional en esta determinación valiente necesaria para rescatar a nuestra nación de las garras de los criminales que la han secuestrado.
  4. Para lograr estas metas, llamamos al Pueblo Hondureño a UNIRNOS EN UN SOLO FRENTE NACIONAL, pues SOLO EL PUEBLO SALVA AL PUEBLO.

 Dado en la ciudad de Tegucigalpa, M.D.C., a los 5 días de abril de 2021.

Firmantes:

- ASOCIPPRO

- Alternativa de Reinvindicación Comunitaria y Ambientalista de Honduras (ARCAH)

- Asociación para una Ciudadanía Participativa (ACI PARTICIPA)

- Amigos de la Iglesia

- Centro de Atención Progreseño a la Discapacidad

- Cáritas de Honduras

- Coalición contra la Impunidad

- Comité de Familiares de Detenidos Desaparecidos en Honduras (COFADEH)

- Comité por la Libre Expresión (C-Libre)

- Comité Municipal en Defensa de los Bienes Públicos y Comunes

- Convergencia contra el Continuismo

- Conferencia de Religiosos de Honduras

- Congreso Ciudadano de Honduras

- Consejo Cívico de Organizaciones Populares e Indígenas de Honduras (COPINH)

- Equipo de Reflexión, Comunicación e Investigación de la Compañía de Jesús (ERIC-SJ)

- Frente Nacional de Resistencia Popular (FNRP)

- Frente de Reforma Universitaria (FRU)

- Foro de Mujeres por la Vida

- GRAPE

- Grupo de Isleños

- Honduras Primero

- Justicia, Paz e Integridad de la Creación Honduras (JPIC)

- Juventud Unida

- Movimiento Amplio por la Dignidad y la Justicia (MADJ)

- Movimiento PATRIA

- Proyecto Dignidad

- Programa PASO A PASO

- Red de Iglesias Evagélicas Independientes 

- Servicio Social Pasionista de Honduras

- Sindicato de Trabajadores de la Industria de la Bebida y Similares (STIBYS)

Ante la próxima audiencia de revisión de medidas en el caso de los defensores del agua de Guapinol, a realizarse hoy viernes 18 de diciembre a las 9:00am en el Juzgado de Letras de Tocoa, organizaciones nacionales e internacionales hacemos un llamado al Estado hondureño a cumplir con sus obligaciones nacionales e internacionales y revocar la medida de prisión preventiva ordenada en contra de los defensores, al ser esta una medida arbitraria y carente de fundamentos, pues no se encuentra debidamente motivada ni es producto de un análisis pormenorizado de las circunstancias del caso.

El Comité por la Libre Expresión (C-Libre), el Colegio de Periodistas de Honduras (CPH) y la Asociación de Prensa Hondureña (APH), ante el aumento de las presiones sobre el ejercicio del trabajo periodístico en Honduras y de las agresiones contra los trabajadores de la comunicación e información, especialmente sobre la divulgación de información pública relacionada con el manejo de los fondos estatales destinados a enfrentar las emergencias humanitarias producto de COVID-19, ETA y IOTA nos pronunciamos en los siguientes términos:

PRONUNCIAMIENTO

Las organizaciones que conformamos la Coalición contra la Impunidad (CCI), nos pronunciamos ante el asesinato del compañero Félix Vásquez, dirigente y defensor de derechos humanos de la Unión de Trabajadores del Campo (UTC-La Paz) , hecho ocurrido el 26 de diciembre de 2020 en su casa de habitación en la Paz. Por lo que a la opinión pública nacional e internacional comunicamos:

COMUNICADO

A tan solo 8 meses de haber sido decretada la emergencia sanitaria por covid-19 en el país, en menos de 14 días Honduras, se enfrentó a un nuevo escenario dramático y una gravísima situación de derechos humanos producto del paso de los huracanes ETA e Iota, en ese contexto, las 127 organizaciones que integramos la Coalición contra la Impunidad, la Coalición Anticorrupción, la Convergencia contra el Continuismo, la Plataforma para la Defensa de la Salud y la Educación, la Mesa de Derechos Humanos, el Consejo Cívico de Organizaciones Populares e Indígenas de Honduras (COPINH) y la Organización Fraternal Negra Hondureña (OFRANEH), a la comunidad nacional e internacional manifestamos: