COMUNICADO

El Comité por la Libre Expresión (C-Libre), en relación con las campañas de odio y hostigamientos contra periodistas que han cubierto las recientes caravanas de migrantes en Honduras, Guatemala y México expresamos lo siguiente:

Frente a las campañas de desinformación generadas por los gobiernos de origen, tránsito y acogida de migrantes, así como el silencio informativo de las causas que generan la migración, destacamos la labor de los periodistas que arriesgando su integridad física y en condiciones precarias han realizado la labor de divulgación, acompañando el recorrido de miles de personas expulsadas de su país.

Estas labores de cobertura han tenido como respuesta gubernamental de Honduras, Guatemala, México y Estados Unidos campañas de estigmatización que buscan profundizar el desconocimiento de la población y la desinformación.

La Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) en recientes comunicados expresó que la región “ha sido testigo de la situación de miles de personas de países del Triángulo Norte de Centroamérica que intentan llegar a México y Estados Unidos, quienes se ven forzadas a migrar como consecuencia de múltiples causas que incluyen, principalmente, la situación de violencia e inseguridad, la violencia de pandillas y carteles del narcotráfico, la corrupción e impunidad, violaciones de derechos humanos, los desastres ambientales, la pobreza y la falta de oportunidades, y que recientemente han venido a integrar las llamadas “caravanas de migrantes”.

También expresó: “con suma preocupación el auge de discursos dirigidos a fomentar el odio, la violencia y la discriminación contra las personas migrantes en diversos países de la región, mismos que van acompañados de un aumento en las cifras de crímenes de odio y diversas formas de acoso contra estas personas, así como en contra de las y los defensores de los derechos humanos de las personas migrantes”.

El informe 2018 de la Oficina del Alto Comisionado Nacional de los Derechos Humanos (OACNUD), establece que “la narrativa estigmatizante de la caravana [contra] los migrantes que comenzó a aparecer en medios nacionales e internacionales insinuó que el movimiento estaba infiltrado por el crimen organizado, incluidos yihadistas, maras y pandillas, así como también orquestado por la oposición política con “propósitos políticos y criminales”.

Estas campañas de odio sostenidas por altos funcionarios de los gobiernos de Honduras, Guatemala y Estados Unidos, llevaron como primera acción la detención ilegal del periodista, Bartolo Fuentes, en el Estado de Guatemala el 16 de octubre de 2018, la cancelación de visas y otras sanciones.

Desde entonces, tanto Fuentes como otros periodistas y defensores de derechos humanos han sido hostigados por autoridades migratorias de Honduras, Guatemala, El Salvador, México y Estados Unidos. La campaña de desprestigio ha continuado en Estados Unidos por parte del Secretario de Inteligencia Estratégica, Mario Duarte, en su visita a Washington en febrero de 2019.

Frente a esto, expresamos las siguientes preocupaciones:

  1. Que según el documento “Rama de Operaciones en el extranjero del sector de San Diego: Caravana Migrantes FY-2019, organizadores, coordinadores, instigadores y medios sospechosos” filtrado supuestamente desde la Inteligencia Estados Unidos-México y publicado por el diario NBC-San Diego, de California incluyen a diferentes defensores de humanos de los migrantes, pero especialmente a periodistas.
  2. Que se mantienen las campañas de estigmatización por parte de altos funcionarios del Estado de Honduras y Guatemala para congraciarse con los Estados Unidos de América, con la finalidad de criminalizar a periodistas como Bartolo Fuentes.
  3. Que tanto en Honduras como en Guatemala no presentaron hasta la fecha las acusaciones respectivas contra funcionarios públicos por las violaciones a derechos fundamentales de Bartolo Fuentes, por la detención ilegal y por las campañas de odio.

Exigimos al Estado hondureño que:

  1. Garantice a los periodistas y defensores de derechos de los migrantes el ejercicio de su trabajo y que reconozca su labor en función del interés público.
  2. Que el Ministerio Público presente la acusación por el delito de apología al odio contra la Secretaria de Relaciones Exteriores, María Dolores Agüero.
  3. Que el Estado de Honduras se abstenga de crear falsas acusaciones penales contra el periodista, Bartolo Fuentes, como otros comunicadores que cumplen con su trabajo.

 

Tegucigalpa, 03 de abril 2019

 


0
0
0
s2smodern